Operazione paura

Operazione paura (1966)

Una mujer muere de manera misteriosa en una remota aldea. El doctor Eswai es llamado por el comisario del pueblo, para realizar la autopsia. Sin embargo, los pobladores actúan de manera sospechosa. No permiten que el doctor se acerque al cuerpo, ya que podría desatar la maldición que pesa sobre todos ellos. Eswai realiza la autopsia de todas formas, y se ve implicado en una serie de extrañas muertes que aterrorizan al pueblo. Las muertes están relacionadas con la vieja casona de la familia Graps, por lo que el doctor decide investigar.

Habiendo filmado importantísimas películas del cine del género gótico tales como La máscara del demonio o Las tres caras del miedo, Bava presenta una de sus obras más pulidas, donde hace gala de su estilo ya consolidado. Los terrosos tonos de los colores, las majestuosamente vetustas locaciones exteriores, la exuberante decoración (incluyendo las típicas telarañas, lápidas, crucifijos y amuletos) y las densas sombras le dan a la película ese aire antiguo, añejo, empolvado, que junto con los creativos movimientos de cámara y la música (trillada pero efectiva) establecen el ambiente oscuro y fantasmal.

operazione-paura

Para inducir un efecto pesadillesco más intenso en el espectador, la película entra en el reino de lo onírico, a través de un par de secuencias de sueños/alucinaciones, que crean una sensación de desorientación. Este es otro de sus grandes aspectos a destacar. A pesar de que la historia no es precisamente destacable, la atmósfera está tan bien construida, y la actuación es tan convincente (en su mayor parte) que esto se torna algo irrisorio. Bava relega la violencia a un segundo plano, implicándola en la mayoría de los casos en lugar de mostrarla, o mostrándola de manera muy breve, lo que tal vez la hace más efectiva, dentro del contexto elegantemente sombrío del film (donde posiblemente resultaría chocante un nivel de gore como el de, por ejemplo, Seis mujeres para el asesino).

operazione-paura-2

La manera en que opera el espíritu que ocasiona las muertes puede llegar a ser más perversa que la de un asesino propiamente dicho.

Poco más queda por decir de esta entretenida película, que no pierde su vigencia al intentar shockear a la audiencia con sustos baratos, sino transportarlos a aquel recóndito lugar donde reina la superstición y el oscurantismo, donde la razón pareciera no tener cabida, donde es impotente ante fuerzas más allá de su comprensión.

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s